30.3.04

El valor de una idea no tiene nada que ver con la sinceridad del hombre que la expone. Oscar Wilde


Me da mucha flojera sentarme una o dos horas a leer. Prefiero la tele. Veo tele cada vez más y más, y como muchos no puedo dejar de estar cambiando de canal. Veo desde infomercials, prime time, las noticias, reality tv, comerciales y comerciales. Toda una gamma del mundo frívolo. Existo en lo banal. Hoy que estoy produciendo un libro debería leer, pero el problema existe en que este libro también es pura imagen, los temas son como los programas de televisión con sus diferentes historias para deferentes públicos .También tiene comerciales, pequeños fragmentos de datos, rápidos de leer y entender en un par de minutos como los mejores comerciales.

Como arquitecto es difícil estar al tanto de lo que pasa en la sociedad. La arquitectura se queda atrasada o se reinventa cada vez mas frecuente. Por eso entender las imagines de la tele es como leer 100 paginas en un día de un libro.
Víctor Hugo dijo el libro acabo con la catedral - en su novela Notre-Dame de Paris, la imprenta y el libro se proponen como la nueva representación para registrar la historia de la humanidad. Antes las construcciones (catedrales, piramides, templos, murallas) eran las novelas de la humanidad, nos contaban la historia en sus fachadas, columnas, etc., una cultura construida físicamente. El leer era para pocos y no para las masas. Guntenberg imprimió la Biblia latina y cambio la manera en que el mundo se expresa y se recuerda. Ahora regresamos al mismo evento con la tecnología y la tele. Y gracias a un mexicano desde hace unos años podemos ver la tele a color. Pero que tiene de interesante la tele..... su espontaneidad al presentar todas las fases de ser humano. Cuando viajo veo la tele de los lugares que visito para deducir su cultura. En una congreso sobre cultura en la Habana donde participe, fui el único tijuanense y junto con otro mexicano (chilango of course) que defendió la ambigua situación en la que se encuentra una ciudad como Tijuana y el DF. Como los medios de comunicación y la tele son parte de la cultura y también participan construyendo la. Hemos llegado a ver a la tele como objeto y proceso de arte. Desde las primeras obras de Nam June Paik en los sesentas donde utilizaba el video en el aparato domestico de preferencia la tele - al uso de las teles de plasma que usa el videoasta de hoy. La tele seguirá siendo parte de la cultura por que también es una institución social. “It is because we have had to learn that culture today is a matter of media that we have finally begun to get it through our heads that culture was always that....” Fredic Jameson